Remedios Caseros Para Los Sabañones

Los sabañones se puede eliminar usando ciertos remedios naturales y se tratan de zonas inflamadas de la piel y que son rojizas y aparecen normalmente en zonas como los dedos de los pies y manos, la nariz, las orejas o las mejillas.

Los cambios bruscos de temperatura, las alteraciones en el metabolismo o algún problema circulatorio pueden ser las causas de la aparición de los sabañones. Hoy aprenderás cómo curar los sabañones naturalmente sin tener que acudir a la farmacia.

Vamos a ver los mejores remedios caseros para los sabañones dando diferencias alternativas de modo que es muy fácil que tengas alguno de los ingredientes necesarios en casa para que los puedes usar desde ya mismo.

remedios para curar sabañones

Tal vez te interesen también los remedios para las verrugas o mezquinos.

Agua de papas

Usamos el agua que ha quedado después de haber cocido papas para lavarnos con ella las zonas donde tengamos los sabañones. Otro remedio consiste en aplicar en los sabañones puré de patata, lo cual calma los dolores que estos producen.

Cebolla, miel y sal

Preparamos una mezcla a base de un poco de cebolla cruda bien machacada, un poco de miel y una pizca de sal marina. El mejunje le aplicamos en las áreas afectadas realizando suaves masajes. Se recomienda hacer un par de veces al día.

La propia orina

Si no lo sabías, la orina es perfecta para prevenir y curar los sabañones naturalmente y de hecho las personas que se orinan en las manos nunca tienen sabañones en ellas. Puedes hacerlo a la hora de irte a la cama y colocarte unos guantes de látex para que la orina haga más efecto en la piel.

Rábano y apio

Uno de los remedios naturales para los sabañones en los pies consiste en cocer 3 tallos de apio y 4 o 5 nabos en agua durante 10 minutos. Con el líquido obtenido nos daremos un baño de pies de una duración mínima de 20 minutos. El agua no debe de estar excesivamente caliente. Esto podemos hacerlo varias veces al día.

Fresas

Remedio muy sencillo que consiste simplemente en frotar la pulpa de las fresas en las zonas afectadas por los sabañones. A algunas personas les funciona mejor que a otras y aquí el pH de la piel tiene mucho que ver.

Ajo

Se machacan un par de dientes de ajo y se frotan en los sabañones y posteriormente se hace lo mismo con una rodaja de cebolla. Si dispones de glicerina es bueno terminar el proceso extendiendo un poco de los sabañones.

Caléndula

Se ponen a hervir 2 cucharadas de caléndula en la cantidad de 1 litro de agua durante 10 minutos y después de este tiempo se retira del fuego. Esta agua se añade al agua de baño con la que nos lavaremos las zonas afectadas.

Nabo

Al igual que con las fresas o el ajo, cortar un nabo por la mitad y frotarlo en los sabañones es bueno para curarlos de forma natural, lo cual reducirá su inflamación y el dolor.

Zumo de limón

Echas gotas de zumo de limón es bueno para tratar de forma natural los sabañones. Esto lo podemos hacer varias veces al día y lo haremos dando un suave masaje.

Pepino

Se utilizan las caras internas de los pepinos sujetándolas con una gasa, tiritas o una venda dejando que actúe durante toda la noche.

Pimienta de cayena

Si no hay heridas, es bueno frotar un poco de pimienta de cayena en los sabañones, lo cual produce la estimulación sanguínea de las zonas y esto es bueno para curar los sabañones.

Deja un comentario